La Espada de la Verdad… o cómo cargarse una saga de fantasía épica

No he podido resistirme a reflexionar aquí sobre una de las sagas que más me han frustrado en mi vida de lectora. Vaya por delante que no hay spoilers en esta entrada y que no pretendo desanimar a ningún lector potencial. Hablaré de cuestiones de fondo y no de la trama. A pesar de todo lo que voy a exponer a continuación, paradójicamente, La Espada de la Verdad (The Sword of Truth) es una de las sagas más adictivas que he leído. Desde que apareció el primer libro le han llovido montones de críticas positivas. Por eso creo que no es injusto que plasme aquí mi opinión sobre su “lado oscuro” a estas alturas, esas cosillas que provocan que una historia pierda la magia tontamente y que, según cómo se mire, puede ser bastante grave. No es mi intención criticar por criticar, sino poner de manifiesto aquellos aspectos que a mí, personalmente, me ensombrecieron el disfrute de una historia que podría haber sido redonda.

No entraré a contar el argumento, me remito a lo que podáis encontrar sobre ello en Google, que no es poco.

PUNTO OSCURO Nº1: la editorial maltrata a los lectores

Empezaré hablando del sello editorial responsable de su edición en España. Timunmas… Bueno, no sé cómo explicar lo que hicieron, de verdad. Un auténtico desastre.

Entre otras cosas, destaca la obsesión por sacarles hasta el hígado a los lectores, dividiendo los libros originales en dos. Lo de sacarle el hígado a la gente en España parece que se lleva mucho. (¡Qué paguen como idiotas lo que otros no pagan!). Por cada título en inglés, hay dos en castellano. Eso significa que los que se hayan terminado la saga y hayan comprado todos los libros publicados traducidos, tienen 22 libros en su haber que le han costado 21 ó 22 euros cada uno. Sacad cuentas: ¡un tesoro! En su momento se podía usar la colección como aval en el banco para pedir una hipoteca y seguro que te la concedían.

Inexplicablemente, y a pesar del éxito de los libros y de los beneficios que debía de estar dando, se dejaron de publicar entre el volumen 10 y el 11. Tardaron unos tres años en seguir publicando unos libros que ya llevaban escritos en su idioma original un tiempo considerable. Lo cierto es que no hay justificación aparente en términos comerciales, ya que muchos lectores abandonaron y muchos otros que habrían empezado a leer durante aquella época, seguramente se echaron para atrás al ver que se quedarían con la historia a medias. El sentido común nos dice que deberían haber aprovechado el éxito de la saga en su momento, ¿verdad?… Tenían bien claro que le iban a sacar partido dividiendo los libros: la gente seguía comprándolos, como corderitos/as cada vez que salía uno nuevo, como yo… Todo fue bastante incoherente y muy frustrante. Además de caro.

14121

Cuando hasta las portadas eran preciosas

PUNTO OSCURO Nº 2: A Terry Goodking se le va la olla…

Es cierto. Imaginaos. Todo va bien, una historia de fantasía épica absorbente os tiene atrapados… pero hacia la mitad de la saga (creo que lo vi clarísimo en la Fe de los Caídos) es como si Terry Goodking se empeñara en reflejar algo de la realidad muy concreto… Y es que detrás de la Orden del Emperador Jagang, amigos, no sólo hay unos religiosos con mala leche… Probablemente, si pudiéramos crear un monstruo imposible, como por ejemplo un mutante estalinista ultracatólico, el resultado sería un miembro de la Orden Imperial de Jagang. Hasta ahí, sólo veo un ejercicio de libre imaginación inspirado en la mezcla de elementos reales. Nada que objetar.

En su lado opuesto, en el bando de los “buenos”, encontramos al elemento más repelente de toda esta historia-ficción: un político americano de ultraderecha pesado que repite y repite un discurso repleto de superioridad moral hasta hacernos vomitar. En eso se ha convertido nuestro protagonista Richard hacia la mitad de la saga. Se trata de un tipo que en cualquier conversación normal que tiene con la gente con la que convive y ve cada día, da un meeting sobre las bondades del libre mercado. No es que sea un discurso –del todo- malo, pero si has llegado hasta el libro número 10, no creo que te tengan que convencer de que Richard tiene razón con páginas y páginas de ética neoliberal… Sobra. La vida es política, en los cuentos, en las historias no se puede rehuir la política… pero esto… En fin. Si os habéis tragado la saga entera sabéis a lo que me refiero. Canción de Hielo y Fuego es política en estado puro, podríamos cambiarle los nombres a las dinastías y buscarles sus “gemelas” en las dinastías europeas de la Edad Moderna, pero no me ha hecho sentir los retortijones que La Espada de la Verdad.

Además, recuerdo haber leído unas cuantas páginas en las que Richard justificaba los “daños colaterales” en una intervención militar y me parecía que de un momento a otro iba a hablar de Sadam Husein y de las armas de destrucción masiva. Un horror.

Así es como la fantasía te hace aterrizar en la realidad, y te hace añorar los primeros libros que leías sin pestañear, en tensión, pasando las páginas, no. Devorándolas, hambrienta de aventuras que transcurrían muy lejos de tu sofá…

Afortunadamente, los dos últimos libros me hicieron recuperar un poquito la ilusión… Pero no sin antes haberme tragado unos cuantos libros-truños por en medio y haber intentado olvidar que Terry Goodkind era amigo de Chuck Norris (¡me juego lo que queráis a que lo es!).

Sé que esto es muy personal y sé que la mayoría de la gente que lee estos libros, ni se plantea estas cosas. Simplemente disfruta de meterse en la historia. Yo no he podido evitar pensar en ello, pues me parecía demasiado evidente, y así es cómo lo he reflejado aquí. Quizás me ocurre por mi afición a la Historia. Todos somos hijos de nuestro tiempo, de nuestra cultura, de nuestro entorno, y así se refleja inevitablemente en lo que escribimos… Pero a mi modo de ver, otros lo han disimulado con más arte y acierto que el Sr. Goodking. De hecho, yo creo que su intención es que este paralelismo sea obvio y que además, intenta a todas luces aleccionarnos a través de las novelas.

He leído en foros otros tipos de críticas, desde que es una saga muy empalagosa (por “exceso” de romanticismo), hasta que hay demasiada violencia gratuita… ¿En qué quedamos? A mí me repugna más que Terry Goodking quiera lavarnos el cerebro con su modelo político y económico, muy de derecha conservadora, a través del protagonista. Sinceramente, no viene a cuento y se le ve demasiado el plumero. Se siente tan orgulloso de sus ideas que las pregona cada vez que puede… Por favor, Sr. Goodking, basta, deje a Richard tranquilo.

Si tengo que elegir entre los libros que más me han gustado diré que los cuatro primeros son bastante buenos (los dos primeros títulos originales). Me encantan, valen la pena. Ahora bien, te quedarás con ganas de más y probablemente no te satisfagan igual los siguientes porque estos dejan el listón alto. Afortunadamente, los libros (originales) son autoconcluyentes, así que cada dos libros (en España), se cierra una historia.

PUNTO OSCURO nº3: una serie de TV derivada que apenas guarda parecido con la saga.

Incluyo este punto aquí, porque el autor fue responsable de permitir que hicieran lo que hicieron con esta adaptación. Supongo que todo es cuestión del precio al que uno se venda.

Así es: te atrapan con unas escenas trepidantes en los trailers y con unas imagenes de un joven maravilloso con el torso desnudo que corta leña o practica con la espada… Y te dices “mmm… qué interesante”… Si no has leído los libros puede que te guste, The legend of the Seeker es una serie de aventuras entretenida. Si los leíste, probablemente la sigas sólo por ver si el joven sale una vez más luciendo palmito, aunque no se parezca a Richard y se pase la mayor parte de los capítulos con cara de susto. Dejaré de lado a Zedd y a Rahl el Oscuro, que me pongo nerviosa.

Khalan creo que es el único personaje de la serie bien logrado… Y tal vez Cara. Ya está.

El vestuario no está mal. Richard maneja su espada con tal destreza que a una se le hace difícil creer que llegará vivo al final de la serie. La Espada de la Verdad no es más que una espada corriente y moliente.

Sí, también me he tragado las dos temporadas en versión original, como una desgraciada… No me dejé ni un capítulo.

Legend_of_the_Seeker_wp_by_Rebelshade

Gancho para atrapar a las incautas

¿Creéis que me he pasado de negativa? Tal vez es que considero que tengo licencia para despotricar sobre una saga de la que, repito, soy fan desde hace muchos años… (aunque a veces hasta me avergüenza) ¿Qué pensáis vosotros? ¿habéis leído los libros? ¿le encontráis los mismos defectos? ¿los queréis leer?

ATENCIÓN: Propongo un juego para los seguidores y seguidoras de Cazadores de Sombras. En uno de los primeros tres libros de la saga Cazadores de Sombras, a alguien se le coló un “Rahl” en un diálogo. No hay ningún personaje que se llame Rahl en Cazadores de Sombras ¿Quién estaba obsesionada con The Sword of Truth, la escritora o la traductora? 😉

¡A ver quien lo encuentra! ¡Si lo veis avisadnos!

Anuncios

56 comentarios en “La Espada de la Verdad… o cómo cargarse una saga de fantasía épica

  1. Hay que aclarar que no sólo os sacan el hígado allá en el viejo mundo, aquí en méxico hacen lo mismo. Como la mayor parte de la literatura fantástica que llega acá nos la importa editorial planeta/timun mas, nosotros también nos hemos tenido que chutar la saga partidita en dos, y aún peor, porque nosotros pagamos también el precio de importación :/ Aquí leer literatura fantástica sale caro. Por eso nos organizamos en grupitos para pasarnos los libros, que si así mi economía es un desastre, no quiero saber ni cómo sería sin ellos @.@ Y aún peor, luego hay libros que no se encuentran de una saga (de la espada de la verdad, por ejemplo, nos venden muy bien el 1, el 2, el 5, el 6, [bueno, estos primeros, nos llegan, pero eso sí, hay que pelearlos a muerte para que no se los lleve alguien más de la librería] el 9, el 10, el 12, el 19 y el 20 pero los demás, hay que aparecerlos de debajo de las piedras) porque la importación depende de lo que se les pase por los huevos a las editoriales. Y o los compra uno en ebook, o los manda pedir por amazon o a Planeta españa, y tiene uno que conocerse a palmo cada una de las librerías y saber cuando llegan los embarques para correr a hacerse con los tres tomos que envían antes que otro buen cristiano, ateo o lo que se atravieze. Así que, sí, sé a lo que te refieres. Yo he luchado como no tienes una idea por tener mi colección de fantasía más o menos en órden porque válgame! Y luego nos cambian las ediciones, y hacen recopilaciones distintas y… ahh, en fín, un desastre, un verdadero desastre.

    Ahora, en cuanto a la saga: Yo devoraba los primeros. Los primeros ocho (cuatro) prácticamente me los tragué en una sentada, no me tomaba nada terminarlos. Eran tiempos buenos de compartir libros con amigos e intercambiar tanto copias físicas como disquetes 9.9 Sí, en aquél tiempo todavía eran disquettes. Aún recuerdo lo que se sentía regresar con un disquette lleno de libros a leer en mi compaq con windows 97 xDDDD. ESOS ERAN TIEMPOS, CARAJO. La mochila llena de libros :’). Tanto fué así que cuando ví el 9 en la librería lo compré en un abrir y cerrar de ojos aunque aún iba por allá del 5, para que no me lo robara nadie más y tener de una vez mi hermosa edición pasta dura timun mas. Y la mantuve guardad y sin sacar de su empaque plástico mientras leía los anteriores, viéndola día a día con emoción 9.9…

    ¡¡¡Cuál no sería mi decepción!!! El primer libro de LEDLV mío mío y me costó meses poder terminarlo de lo tedioso que me lo hallaba. ¡Yo lo intentaba, juro que lo intentaba! Pero aaaah, no, el noveno libro y sus pollos, richard y sus pollos @.@ Jagang en la mente de un pollo y mi cara era … -.- ¿En serio?

    Por supuesto que todos sabemos que Richard siempre ha sido un Gary Stue, Kahlan una Mary Sue, y que los personajes que huelen a ligéramente más complejos en LEDLV se los hechan, pero Richard solía ser un Gary Stue agradable, tenía carisma, y Kahlan, pues no tanto, pero gracias a todos los universos estaba Shota para compensar por ella xDDDDD. Pero en el 9 libro, Richard se nos volvió repentínamente un conservador-dogmatista insoportable, al punto que llegué a pensar “Hubiéramos estado mejor con Rahl el obscuro” xDDDDD

    (eso es un pequeño chiste de política interna subtitulado, lo siento)

    Nada, nada de lo que hacía LEDLV interesante. Nada de aventuras, nada de Shota, ningún malo decente que no necesite espiar gente a través de los pollos… nada de Mord Siths, o de las cosas que implicaba para Richard relacionarse con una confesora (admitámoslo todas las chicas, eso era un gancho y lo demás son cuentos! La relación entre ellos dos era complicada y por eso era interesante) y encambio sí había muchos, muchos, muchos, muchos diálogos insoportablemente ultraderechista imbéciles de richard x0X Me mató —-> x-x Absolutamente me aniquiló.

    Así que no pude seguir leyendo LEDLV. Lo lamento, lo intenté. Juro que lo hice. Fué imposible. Fué demasiado… Para dejarlo en claro cuando encuentro un niño hiperactivo al que no puedo echar a dormir, saco LEDLV 9 xDDDD. No sé si al niño le ayude pero yo definitivamente duermo tan tranquila después de eso… xDDDD

    Eso sí, si algún día en alguna librería encuentro los primeros volúmenes y tengo dinero, los compraré más rápido que el 9. Porque sin importar en qué se haya convertido luego, la saga, al principio, era LA BENDITA HOSTIA.

    WAS

    P.D. Ahhh…. tu te has chutado la serie!!! Yo no la ví porque desde el principio me olió a timo y mala realización ¬¬. Mi sexto sentido me lo advirtió. Pero admito que la imagen que has colgado sí sirve mucho de gancho atrapa no solo incautas… Si dices que no sale tanto de eso pues no habrá caso en verla, no, pero ¿No la tendrás un poco más grande así como para… poner de fondo de pantalla, de casualidad?

    • Ay! Qué razón tienes! Tu fuiste más inteligente en dejar de leer antes… Yo siempre tuve la esperanza en que la cosa volviera a enderezarse y que los libros flojos sólo fueran una mala racha… ¡Idiota de mi! La serie… reconozco que fue una mezcla entre curiosidad i/o masoquismo, no sabría explicarte porqué demonios la vi :P… Puede que sólo fuera yo una pobre “incauta”, jajaja!
      La foto de este Richard la encontré en Internet, un fotograma de la serie… No sé si circula por ahí alguna imágen más grande, seguro que todo es cuestión de buscar 🙂
      Gracias por compartir tu opinión, es agradable saber que hay más gente que piensa como yo!
      Un abrazo!

  2. He dado con tu entrada de casualidad y me ha llamado mucho la atención, como fan y lectora actual de la saga que comentas.

    Lo primero que he de mencionar es que estoy totalmente de acuerdo con el punto número 1, la edición de la saga en España es tremendamente horrible, tanto en formato como en edición, ya no solo por las erratas, sino también por la traducción. Aunque por desgracia en las sagas de fantasía que no son juveniles o no pegan un pelotazo mediático esto no es extraño, pero desde luego La Espada de la Verdad se lleva la palma con TimunMas. Pero como siempre digo, esos fallos son responsabilidad de la editorial.

    En cuanto al segundo punto no estoy tan de acuerdo. Aun voy por el séptimo tomo y aun no he llegado al libro en el que dices que todo se tuerce, así que de momento solo puedo opinar desde la ignorancia de aquello que he leído. La literatura fantástica siempre recurre a la realidad para hacer una crítica o para reflejar algo que al autor le interese, a veces en política, a veces en cuestiones más espirituales. Mi opinión es que Richard es un idealista sin remedio al que en más de una ocasión dan ganas de pegar un pescozón para hacerle callar o abrir los ojos, así como de de darle un golpe a la página y a sus comentarios sutilmente homófobos, hay veces en las que es imposible estar de acuerdo o simpatizar con algunas de las opiniones o acciones de los protagonistas, otras veces despertamos interés o simpatía incluso por aquellos que no deberíamos. Sin embargo creo que ahí reside, precisamente, lo interesante en los personajes de Goodkind, en la ambigüedad. He de reconocer que estoy leyendo la saga a la par que Canción de hielo y fuego, por lo que cada libro me resulta un dinámico soplo de aire fresco, y, de momento, me los bebo. Pero como ya he mencionado aun voy por el séptimo tomo, así que es posible que en un futuro cambie de opinión, espero que la saga no me decepcione tanto como a ti.

    Y por último el tercer punto, la serie. Yo también me la tragué entera, lo admito. Que fuese del creador de Xena la princesa guerrera y de los productores de Hércules (los cuales me regalaron mañanas de absurdo entretenimiento en mi infancia) era gracioso, sin embargo me encontré con una serie que perfectamente podría haber estado hecha y producida por Disney. Estoy de acuerdo contigo en que lo único medianamente salvable eran Kahlan y Cara, personajes que más o menos calaron. Pero ya está. Es entretenida, sobre todo si no eres fan de la saga literaria, si lo eres es poco más que un par de referencias y un argumento que nada tiene que ver con lo visto en los libros. Un fiasco, vaya. Mucho slow motion, coreografías y croma, croma por todas partes. Un desperdicio, para mí, de lo que podría haber sido.

    Sin alargarme más me retiro, no sin antes agradecerte tu opinión en esta entrada, sin duda ha sido un nuevo punto de vista sobre la saga. Ya veré como avanza cuando continúe con la lectura.

    Un saludo!

    • Hola Noe!
      Gracias por comentar la entrada! Bueno, yo también espero que no te decepcione más adelante la saga. La verdad es que a mi me costó volverme crítica con ella y no empecé a sentirme decepcionada hasta que no la tenía bastante avanzada… Ojalá la puedas disfrutar igual que hasta ahora!
      Un abrazo!

  3. Soy lector de LEDLV desde que era un niño, y estoy de acuerdo en todos los puntos técnicos de los que hablas (edición muy mejorable, interrumpida, injustificadamente dividida y mal traducida, amén de una serie de TV que no voy a decir que no me gustase, pero que no era LEDLV), pero creo que, desde mi punto de vista, te has excedido un poco en cuanto al tema político.
    No sé si Goodkind es o no liberal, o republicano, o lo que él quiera ser, pero sí tengo claro que yo no lo soy – Dios me libre, que diría mi abuela – y no he tenido esa percepción. Es cierto que desde que Jagang entra en escena la historia pierde ritmo y los largos discursos cargados de filosofía empiezan a aparecer, y que incluso hay algunos libros que son duros de leer por la falta de acción y exceso de diálogos y monólogos (Los Pilares de la Creación, por ejemplo), pero no podemos negar de que son necesarios si queremos entender la historia.
    Por lo demás, “meeting sobre las bondades del libre mercado”… Tampoco exageremos, que últimamente queremos ver paja en todos los ojos.
    Goodkind es americano, tiene unos valores americanos – sean cuales sean – y esto se plasmará en su obra, como en la de cualquier otro escritor de cualquier otra parte. Es también trabajo del lector saber canalizar eso hacia algo positivo. Para mi Richard representa la libertad, no el neoliberalismo: la persona que tiene claro cuál es su responsabilidad y su destino, pero que debe respetar la libertad de elegir de los demás (aunque eso suponga la guerra). ¿Que no para de aleccionar a medio mundo? Sí. Es aburrido, pero es que se supone que se enfrenta a un mundo de fanáticos dispuestos a acabar con la esencia de la misma vida. ¿Prefieres un libro que defienda sencillamente que Richard busque la manera de erradicar a esa gente de la manera más cruel posible? Al menos se trasmite el mensaje de que con la palabra puedes, como poco, ayudar a solucionar el problema, aunque debas ser pragmático y actuar en consecuencia a las necesidades del momento. Con valores americanos, quizás, pero tampoco me arranco el pelo por ello, es un humano.
    Me da la impresión de que por unas nimiedades te estás perdiendo la oportunidad de disfrutar en condiciones de una saga maravillosa, y que por suerte aún no se acaba. Todavía no he leído “The Omen Machine”, pero estoy seguro de que, ya sin Jagang por todas partes, volveremos a un Goodkind más parecido al de los primeros libros.
    Insisto, y no busco ser pesado, yo soy el primero que critica que se use una obra literaria para aleccionar – libros como los de “La Materia Oscura”, “Las Crónicas de Narnia”, etc., los he leído con una ceja levantada – pero sinceramente no creo que sea el caso. Para mí LEDLV es una oda a la libertad, la de verdad, no la del capitalismo salvaje ni la de la dictadura del proletariado, y a la responsabilidad personal y colectiva. Tal como andan las cosas, me parece un hermoso mensaje, qué más da que en el fondo vaya teñido de barras y estrellas.

    • Hola Miguel! Gracias por comentar la entrada.
      Bueno, yo en el fondo sabía que mis comentarios traerían cola. Es una impresión muy personal mia que no he visto reflejada en ninguna parte más… Con lo cual se deduce que la mayoría de lectores piensan como tu.
      Yo sigo pensando que el Sr. Goodking se pasa tres pueblos. A mí me da igual que Richard sea increiblemente americano, ¡cuidado! Yo no tengo nada en contra de los americanos… Lo que me pone nerviosa es el republicanismo rancio sin disimulo alguno… Lo veo tan, tan evidente, que se me hace difícil ver sólo una “influencia” del contexto en el que vive Terry Goodking. No es sólo eso. El autor, además de posicionarse quiere aleccionar… Al menos, yo lo percibo así. Y al verlo así, no puedo evitar que me den ganas de tirarle de las orejas. Cuando escribimos a todos se nos ve el plumero, ¿qué duda hay?, pero esto lo veo diferente… Simplemente.
      “”¿Prefieres un libro que defienda sencillamente que Richard busque la manera de erradicar a esa gente de la manera más cruel posible?”” Pues no, la verdad, prefiero todo lo contrario… Imaginaba que en mi escrito se me vería el plumero.
      “LEDLV es una oda a la libertad, la de verdad, no la del capitalismo salvaje ni la de la dictadura del proletariado”. Eso es lo que me preocupa, que yo veo que en un punto determinado de la saga, la oda a la Libertad, pasa a ser un mero disfraz para ensalzar otras cosas. Además, un disfraz muy malo.
      Y los monólogos y diálogos sin acción no es lo que me molesta. Ahí no me he metido demasiado, pero todavía podría sacarle algún defecto más: Algunos monologos tienen pinta de estar escritos de una sentada, como si Goodking hubiera escrito un largo post en un foro o en un blog (como estoy haciendo yo) y hace un discurso que gira en circulos eternamente… Por si no nos habíamos dado por enterados.
      En fin, sé que sueno absolutamente como una aguafiestas… No, no. De hecho, pido perdón. Soy una puñetera aguafiestas. Pido perdón también si con estas opiniones molesto a los fans. Ya dije que yo también me autodeclaro fan y leeré los libros que estén por venir con ganas… Desde luego, no todo es negativo para mí en LEDLV, si no ¿cómo habría sido capaz de leer todos los libros? ¿Y encima dedicar mi tiempo en escribirle una larga entrada en mi blog?
      He destacado puntos negativos que sin ser realmente LEDLV en sí mismos, a mí me estropearon la lectura.

      • Hola Helen. Gracias por tu respuesta.

        De aguafiestas nada, yo soy el primero que pide a la gente que le saque defectos a esta saga porque al tener una relación especial con ella desde hace tantos años siento que no la veo desde todos los ángulos posibles. Respeto tus opiniones, es más, estoy seguro de que has visto cosas en tu lectura que yo he pasado – inconscientemente – por alto, más sabiendo que yo salto como un resorte ante cualquier intento de proselitismo en un libro.
        Sin embargo también soy defensor de darle unas cuantas vueltas más a la tuerca, porque como siempre digo, si quieres ver algo en un texto lo vas a ver, aunque no este, y con eso ni de broma digo que te estés inventando nada, ojo. En este caso, aleccionar, pues sí y no, tendría que meterme en la mente del autor para ver hasta que punto busca eso o es un simple contexto ficticio. A raíz de tu post investigué un poco sobre el autor y en algunos foros (en inglés) si que ha habido gente que se preguntaba si Goodkind es o no republicano, y la gente que había ido a convenciones a las que él ha asistido afirmaban que por sus ponencias y respuestas, no van por ahí los tiros. Pero todo esto son especulaciones, así que corramos un tupido velo y a otra cosa.
        Si que estoy de acuerdo con que el autor coge una idea en principio simple – la libertad – y se tira novela tras novela dándole vueltas sin llegar a ningún sitio, o mejor dicho, volviendo siempre al mismo. Lo del republicanismo rancio… No lo veo y de verdad que me gustaría saber dónde lo ves, pero tampoco te voy a pedir un análisis página por página jeje El pensamiento conservador americano se suele caracterizar por una cierta simplicidad ideológica, por ejemplo la continua invocación a la libertad sin terminar de definir qué es para ellos. Quizás sea de ahí de donde tú sacas esa conclusión. También es cierto que no siempre he estado de acuerdo con lo que Goodkind pone en boca de Richard, por parecerme excesivamente conservador, ahí sí que te doy la razón.
        En cualquier caso, mi post (que quizás pecó de excesivamente apasionado) más que un alegato en contra de tus percepciones, muy fundadas seguramente, era más una muestra de lástima porque éstas te hubiesen estropeado una lectura que para mí siempre ha sido tan grata. De fan a fan de esta saga, seguro que me entiendes.
        Supongo que cada uno saca al final una mezcla de lo que puede y lo que quiere sacar de un libro. En mi caso ha pesado más el querer que el poder.
        Perdona por la parrafada, y felicitaciones por el blog. Aunque lo descubrí a través de esta crítica ya está en mis favoritos.

        Un saludo.

      • Bueno, está claro que aunque tenemos opiniones diferentes, hay puntos de convergencia… Y además, es divertido debatir 😉
        Gracias a ti por entrar a dar tu punto de vista. Besos!

  4. Como ex-traductor te podría contar muchas tropelías que hacen las editoriales a la hora de publicar (no importa el tema, sólo el dinero), pero básicamente ya has contado lo suficiente para revolver el estómago a todo lector digno de tal nombre. Así es la vida a veces…

  5. al leer el primer libro me encanto la trama y me di cuenta que habia una serie de tv. he leido los primeros 4 libros y son muy buenos, vi los primeros capitulos de la seri y la verdad no le llega al libro; primero; los personajes no son como los describe el libro. segundo;se brincan demaciadas partes importes y no compaginan la historia correctamente , pero seguire con los libros ya que dan un paso aque tu imaginacion de desborde en un freneci de imagenes epicas

  6. Hola, quiero pediros perdón por adelantado por lo que estoy a apunto de hacer: voy a desguazar mi comentario y voy a hacer más preguntas que decir mis opiniones, espero que podáis perdonarme.

  7. Sobre la primera “objeción”, solo deciros si podéis decirme algo acerca de los cuatro libros que aún no me he leído. Y que yo los descargue de internet, espero que esto no le siente mal a nadie ni que se me denuncie por esto ni nada, por favor, no voy a gastarme una fortuna en libros.

  8. Segundo, yo lo de la política lo capte, aunque no lo entiendo muy bien, debe ser debido a mi inexperiencia con la política, si alguien pudiera, por favor explicármelo más detalladamente y resolverme dos dudas que tengo:
    -¿Qué es la Gracia? A mi me parece el primer símbolo religioso conocido, a partir del cual se generaron los demás símbolos de las religiones.
    -¿Qué países representan los dos imperios enfrentados? Creo que pueden ser países reales de la actualidad, aunque no lo sé, es simplemente una suposición.

    • Hola Javier! Gracias por pasarte por el blog y comentar. No sé qué decirte sobre los libros que aún no te has leído, pues no sé cuáles son…
      Sobre la Gracia, supongo que el autor se habrá inspirado en símbolos esotéricos como podría ser la estrella de David, que invertida es un símbolo negativo, aunque yo no he profundizado en ello, la verdad. Cuando la imagino, imagino algo así…
      A lo que sí le di vueltas es a lo de los imperios enfrentados. Puede sonar algo ya obsoleto, pero a mí me recuerdan a EEUU y la URSS en sus “buenos” tiempos de la Guerra Fría, aunque sólo en cuanto a lo económico. Eso se aliñó con unos toques de integrismo religioso en el bando de Jagang, que nos recuerdan mucho al integrismo islámico…
      Pero bueno, ya sabes que eso es sólo una opinión.
      Saludos!

      • Muchísimas gracias por responderme. Si te interesa los libros son: deuda de huesos, la máquina de los presagios, el tercer reino (que son una trilogía) y la primera confesora- la leyenda de Magda Searus.

        Solo comentar que la gracia me pareció un símbolo de lo más extraño, porque me recordó mucho a el primer símbolo religioso, debido a que es un símbolo que engloba a la religión católica (dios en el centro de una cruz que es igual que el creador y sus rayos) y es como la estrella de David, solo que con ocho puntas.

        Creo que tienes razón sobre EE.UU. y Rusia, lo pensé varías veces leyendo el libro, aunque deseché la idea cuando habló sobre la religión, no creo que en la URSS fueran tan religiosos, jejejeje. Aunque, como bien dices, es solo mi opinión.

        Un saludo, Javier.

    • ¡Hola! Si te interesa saer qué es la Gracia lo puedes leer aquí: http://sot.wikia.com/wiki/Grace

      Es un símbolo muy interesante, pero no creo que busque ser un símbolo religioso primigenio, sencillamente es un invento del autor para poder explicar su mitología del Creador, el Inframundo, la vida y la muerte, la magia, etc.

      • Gracias Miguel por responderme. No es que me interese saber nada sobre la gracia, simplemente es que pareció un símbolo de lo más extraño, de todos modos muchísimas gracias por tu interés.

        A lo de que no busque ser el símbolo religioso primigenio, no lo tengo yo tan claro, aunque no quiero contar nada del libro, por respeto a las personas que aún no lo han leído, pero creo que al final del libro me parece que puede ser, es solo una suposición.

        Un saludo, Javier.

  9. Tercero, la serie me gustó, aunque cuando acabé de leerme los libros me dejó de gustar. ¡¡No tiene nada que ver con los libros!! Pero tengo que agradecer que se hiciera, sin ella no habría conocido la existencia de los libros.
    Además quiero agradecer la existencia de este bloc, si todas mis dudas se resuelven, podré dormir en paz y no comiéndome la cabeza como hasta ahora, y siempre es bueno conocer las demás opiniones.
    Y por último, agradecer el curioso dato sobre Rahl en cazadores de sombras.

      • No, muchísimas gracias a ti por crear el Blog, sin él no hubiera podido ver las opiniones de otras personas. Y no te preocupes si no aparece nadie, ya se han resuelto más dudas de las que yo pensé que se iban a solucionar, además tú me has dado un punto de vista que a mi parecer es de lo más acertado.

  10. ¡Hola! 🙂
    Encontré tu entrada por casualidad (casualidad no, me la puso Google como segunda opción en mi búsqueda sobre la saga XD). Estoy escribiendo la reseña en mi blog sobre el libro “La Fe de los Caídos” (y “La Señora de la Muerte”, claro) y al leer el libro tuve la misma sensación que tú en el punto 2. Me llegaba un tufo a republicanismo rancio de libre mercado y en contra del comunismo que echaba para atrás. Al principio pensaba que era sólo mi imaginación, que le buscaba la vuelta de tuerca a todo, pero al leer tu entrada he podido respirar tranquila ya que no estoy loca y alguien comparte mi opinión XD
    Y si me dices que la cosa va a peor en los siguientes libros, pues no sé yo si querré continuar con la saga… No me apetece escuchar discursos idiotas sobre que los mendigos y los discapacitados están así porque ellos lo quieren.
    Estoy totalmente de acuerdo con toda tu entrada: los de Timun Mas son unos idiotas estafadores. Una vez les escribí un e-mail para preguntarles porqué habían dividido los libros en dos y me contestaron diciendo que así les salía más rentable publicarlos. En fin… Los odio.
    Punto 2, como ya he dicho, totalmente de acuerdo contigo en todo. Además, busqué a Terry Goodking en Goodreads y cuando le vi la cara pensé “tiene cara de republicano” XD
    Punto 3, yo no fui capaz de terminar de ver la serie. La tengo pendiente. De vez en cuando, cuando en FDF la echan y pillo algún capítulo la veo, pero es que me pongo de una mala hostia (¿hola? Aparece una confesora de debajo de las piedras y obliga a Richard con su poder y al morir él se libera? ¿No se suponía que la única manera de librarse de eso es que un mago te transforme en animal? ¿HOLA?). Me indigno.
    Un saludo!

    • Hola Beatriz! Muchas gracias por comentar. Cuando escribí esta entrada pensé que me iban a llover las críticas y que los fans me iban a poner a parir… Menos mal que hay más lectores que han coincidido en estos puntos de vista, como habrás visto en los comentarios (no estamos solas! jajaja!) ;P
      Reconozco que el libro que me ha dejado peor es el de la Fe de los Caídos… Le siguen algunos flojos-flojísimos y algunos algo mejores. No he leído todavía La Máquina de los Presagios. Ya veremos.
      He leído tu reseña en BIBLIOTECA SIN ESPACIO (http://bibliotecasinespacio.blogspot.com.es/2013/11/resena-la-espada-de-la-verdad-11-y-12.html) y no puedo estar más de acuerdo con tus observaciones en cuanto a Nicci y su “aparición de la Virgen”. Es una impresionante ida de olla. Si yo escribo este libro y pretendo que me lo publiquen en una editorial, me envían a mi casa con una patada en el trasero.
      En fin…
      No te irrites 🙂

      • Muchas gracias por leerla 🙂
        Lo de Nicci ha sido un facepalm en toda regla… Tanto predicar las bondades de la razón durante todos estos libros atrás, y ahora resulta que lo verdaderamente poderoso es que se les aparezca la Virgen en mitad de la trama…
        Supongo que seguiré leyendo la saga, pero si algún día me compro algún libro más (el primero de la versión española lo compré en una promoción que sacaron por 2€), será sólo hasta el 4ª libro (o hasta el 6º si me va la cabeza). Ya llevo un par de libros que están resultando entretenidos pero que no me gustan demasiado como para comprarlos (y menos a 20 pelotes el libro, que dolor).
        No me irrito. Bueno, sí, con Timun Mas XD Pero eso nos pasa a todos.

  11. Gracias xq estaba apunto de leer los libros, la verdad yo no tengo ni idea de tordo eso q contáis a mi como me paso con juego de tronos cuya adaptación esta muchísimo mejor que en los libros (xq me encanta Yngrit la salvaje, odio a Jon Nieve y por supuesto adoro a Aria y todo lo de las tía duras y fuertes de la saga que es algo q deja desear los libros) xo ese es otro tema m quedó enganchar a otra historia fantástica y con la misma complegidad y me hablaron de la espada de la verdad y no muy convencida fui a la librería y flipe, así q me puse con la serie de casualidad en España la ponían en telecinco y como muchos “pringados“ yo también me vida q era de los productores de mi siempre amada Xena la princesa guerrera (aunque Hércules no me llamo la atención) y m puse a verla, DOS era la serie mas pesada y empalagosa que he visto en mi vida ni la sexy Confesora valía la pena mi tiempo hasta Cara fria, guapa, inteligente, despiadada en definitiva el personaje mas complejo y divertido ya q todo lo que yo opinaba de las situaciones salia x su boca desde luego ella y su rollo de chica mala hizo q me reenganchara en la 2 temporada xo la mayoría de las situaciones en que solo salia el pronta y eso las pasaba rápido si lo veía en el ordenado o me dejaba la tele encendida mientras hacia otras cosas.
    Después de esto no lo se me entro una especie de curiosidad en los libros sobre todo da seguir disfrutando del carácter de cara con la esperanza de q desarrollaran su historia, y así es como en el día de hoy e terminado en esta pagina y x los comentarios veo q va a ser q no, me tendré q quedar con la Cara de la serie xq da mi el amor no es un incentivo xa leer y los buenos de libro me aburren me molan las chicas duras los personajes ”grises” las tramas absorventes, así q gracias x las opiniones y referencias me habéis ahorrado mucho en todos los sentidos.

    • Hola! Gracias por pasarte a dejar tu opinión… Bueno, cada lector es un mundo. A mí, por ejemplo, me encanta Canción de Hielo y Fuego y, aunque la serie está muy, muy bien conseguida, sigo disfrutando más con los libros… Con esto quiero decir que lo que yo u otros pensemos sobre LEDLV puede ser completamente opuesto a lo que pensarías tú si la leyeras. A pesar de todo lo escrito, LEDLV no es un pastelón y merece una oportunidad (al menos la primera parte de la saga, hasta que el sr. autor pierde la cabeza…).
      En fin, que si disfrutas de “chicas malas” y “duras”, las mord sith de los libros te harán feliz. No te puedes hacer una idea de la mala leche que tienen viendo la serie… XD
      Ya ves que aquí todos somos distintos y que para gustos colores. Por cierto, que para personajes “grises” y tramas complejas, te recomiendo mucho la triología La Primera Ley, de Joe Abercrombei. También salen chicas duras… y malas. En realidad, está plagada de personajes indeseables a los que no sabes cómo acabas cogiendo cariño, y mucho humor negro.
      Saludos!

      • Si bueno xa gustos los colores no? Con respecto a Canción de Hielo y Fuego si admito que esta muy bien y aunque lo comencé xq la serie me gusto mucho los libros hacían mis delicias con conversaciones mas profundas plagadas de ironias y dobles sentidos además de que es muy difícil juzgar ya que los que al principio me parecían buenos acabo odiándolos (John Nieve) y los que odiaba me gustan (Jaime Lanister) y muchos personajes grises y chicas fuertes y duras aunq admito q desde lo de Yngrit (esta mejor en la serie) y los 2 libros de Danza de Dragones… se me esta atragantando el asunto y me fastidia eso.
        Vine a esta pagina buscando consejo y me alegra haberlo obtenido ya que me da mucho miedo comprar libros de genero fantástico y mas cuando son series de libros ya que como ves mis gustos son un poco… difíciles y cuando algo me fastidia dejo el libro en la estantería cogiendo polvo y sin terminarlo (ya tengo unos cuantos T-T). Así que gracias me mirare la triología de La Primera Ley y si tienes alguna recomendación mas de “chicas malas” y “duras” (jaja que quieres que te diga me mola el royo de chicas al poder XD)
        me encantara leerla.
        GRACIAS

  12. Estimada Helen. Comparto tu crítica sobre el mensaje sociopolítico del autor de esta saga. Acabo de terminar de leer el capítulo 12 y a esta altura pienso que seguir leyéndolo constituye una perversión de mi parte, un acto masoquista buscando ver hasta que punto puede elevar el autor la indignación que me causa.
    Goodkind se encarga, metódica y sistemáticamente, de confirmar todos y cada uno de los estereotipos que les adjudicamos a los norteamericanos. Cada vez que alguno de los protagonistas justifica sesudamente la decisión heroica de sacrificar algunas vidas en pos de salvar millones, no puedo dejar de asociarlo a las víctimas de las frecuentes intervenciones armadas a las que nos tiene acostumbrado cada uno de los presidentes que asumen en la Casa Blanca y sus correspondientes explicaciones de que obedecen a razones altruistas.
    Zeed explica claramente que si bien tiene la capacidad de ayudar al necesitado, no es un esclavo para hacerlo. Ese paralelismo forzado entre solidaridad y esclavitud me remitió automáticamente al sistema de salud pública norteamericano donde el que tiene puede y el que no que se las arregle. No hay obligación moral alguna, muy por lo contrario, la moral es una fuerza esclavizante que pretende ejercerse sobre quien tiene el poder.
    El agiel de Denna aplicado a Richard bajo anuencia de Rahl el oscuro constituye el súmmum de la maldad y brutalidad; sin embargo el agiel de Cara aplicado sobre el enemigo bajo anuencia de Richard o de Kahlan constituye una imperiosa necesidad invariablemente justificada. Quien quiera ver en ello la justificación de la tortura en Guantánamo no se equivoca.
    La decisión de facto de Richard de erigirse en emperador de la tierra media no obedece a aspiraciones de dominación sino a haber asumido resignadamente la responsabilidad de salvarla. Tan altruista conducta se encuentra más allá de cualquier debate o explicación por lo cual solo cabe la sumisión inmediata e incondicional o sufrir la aniquilación que corresponde al enemigo. Sin palabras.
    La incursión del protagonista en pleno territorio enemigo es paradigmática. La pretensión pseudocomunista de Jangang de establecer la igualdad entre las personas constituye una aberración morbosa que genera, en forma obligatoriamente extrema, vagancia, corrupción, pobreza, dejadez y pérdida de la libertad. Demás está decir que la población subconscientemente deplora tal situación y la rebelión se encuentra latente para explotar ante la menor chispa generada por cualquier yanqui, perdón, por cualquier Richard.
    El personaje principal, Richard, no puede dejar de representar al ideal del norteamericano medio: Un tipo común y corriente que, llegado el caso, puede ser sacado de su vida rutinaria por estar destinado a salvar al mundo gracias a su capacidad moral superior y simplemente por “ser”. Richard simplemente “es” Richard, no necesita formación alguna, le alcanza con ser. Es mago, pero no tiene tiempo de aprender a serlo, ni tampoco lo necesita, la magia justa en la medida justa llegará de por si en el momento adecuado. Otros se han formado por cientos de años, atesoran centurias de experiencia, pero al más puro estilo del espíritu del fast food, Richard no requiere nada de eso, es inmediata y automáticamente perfecto.
    A todo lo anterior debe sumarse otras perlas que nos depara el autor:
    – Situaciones sospechosamente emparentadas a la saga de Harry Potter. Para no hablar de plagio podríamos decir que en materia de magia no hay nada nuevo bajo el sol.
    – Cientos de páginas donde se repite hasta el hartazgo la pureza, grandeza e incondicionalidad que reviste el amor que se tienen Richard y Kahlan.
    – Cientos de páginas dedicadas a recordar lo que ha sucedido en libros anteriores.
    – Cientos de situaciones donde se explica la tensión de los personajes mediante el recurso de decir que aprietan los puños hasta poner blancos sus nudillos.
    – Algún que otro error grosero como el de decir que el personaje superó tal o cual situación gracias al dolor soportado durante un entrenamiento como mago que nunca tuvo.
    En fin Helen, seguiré leyendo esta saga con la esperanza de encontrar, como tu dices, algo rescatable en los dos últimos tomos.

    • Nada que añadir, Raúl. Te entiendo perfectamente… No te puedes imaginar lo que me costó decidir si seguir leyendo a partir de esa parte de la saga o si por el contrario abandonarla definitivamente… Sí, para mí era como si al continuar leyendo estuviera faltando a mis propios principios, pero como no se puede hablar de lo que uno no sabe, al final (y después de una laaaaarga pausa) continué. Desde entonces, cada vez que cojo un libro nuevo lo hago con mucho recelo y, por desgracia, sin la pasión que me despertaban los primeros. Aunque he encontrado posteriores tomos muy malos, creo que aún no he leído ninguno que haya superado la aberración que es La Fe de los Caídos. La verdad, una auténctica lástima…

    • Completamente de acuerdo contigo, Raul, en todos los puntos, y con Helen por supuesto también. A pesar de todo lo expuesto, no sé si por haberle cogido cariño a los personajes al principio de la saga (antes de que el discurso político conservador se adueñara del argumento) o por simple masoquismo a ver hasta donde puedo resistir, estoy empezando a leerme el último libro (La Confesora). Como me los he leído de corrido, me cansa especialmente, (y más después de los insistentes y largos adoctrinamientos políticos) tal y como apuntas, volver a leer en cada libro pasajes enteros, donde cualquier situación es aprovechada para reexponer información fundamental sobre personajes y hechos ocurridos (destinada no sé a quién, ¿alguien se ve a leer el libro nº 12, por ejemplo, sin haberse leido los anteriores?…).
      Lo de los nudillos, cuando te lo he visto me he carcajeado yo solo, porque no sé cuantas veces sale en cada libro.
      Otra crítica que haría es que en muchas ocasiones (sobre todo a partir del medio de la saga) se ve claramente como el Sr. Goodkind manipula circunstancias y hechos descaradamente para conseguir sus propósitos argumentales, llegando incluso a desvirtuar la coherencia del caracter de los personajes (no pongo ejemplos para no hacer spoilers), llegando a poner a prueba la memoria de los lectores sobre el propio argumento acaecido.
      Y soy tan crítico, porque en el fondo la saga me gusta, pero es una pena cuando ves que empieza a degenerar y que un buen principio que promete mucho acaba de esta manera.

      P.D. Yo también me he chutado la serie enterita. Coincido con la apreciación de Helen, Disney total, (mandobles, cuchilladas y sablazos por doquier, pero ni una gota de sangre) pero me quedo con Kathlan y su divino traje blanco.

      Un saludo,

      • Ay, Nacho! Qué sería de Richard sin esos nudillos? jajaja!… No le voy a dar más vueltas a lo que has expuesto porque ya todos sabéis mi opinión… No me hables de masoquismo, yo me estoy leyendo “La Maquina de los presagios”, pero no me pienso pronunciar hasta terminarlo. De momento adelanto que no me ha gustado nada como arranca, aunque parece que la cosa se endereza un poco cuando avanza en libro… En fin, gracias por pasarte por aquí a compartir tu punto de vista 😉
        Un saludo!

      • Nacho, cuando mencionaste “poner a prueba la memoria de los lectores” me hiciste recordar mi teoría personal de que la calidad de un escritor puede medirse (más allá de gustos personales) en la persistencia que su historia logre en el lector. En lo personal no necesito ningún esfuerzo para recordar personajes y situaciones de “El Señor de los Anillos” de Tolkien, ni de la excelente saga de “El Exilio en el Plioceno” de Julian May. Sin embargo voy por la mitad de la saga de LEDLV y ya he olvidado buena parte de la misma.
        Respecto a lo de reexponer lo ya leído no se si es un recurso para rellenar páginas, pero por cierto se torna muy molesto. En “El Exilio en el Plioceno” la autora escribía cada tomo como si nadie hubiese leído los anteriores, pero tenía la deferencia de hacer una sinopsis de lo ya acontecido que colocaba al principio con lo cual uno podía saltearlo y que incluso resultaba útil para refrescar situaciones si a uno se le generaba alguna duda de continuidad.
        Creo que la orientación del discurso político no es el problema en LEDLV sino el modo con que está dicho. Por ejemplo, en “Tropas del Espacio” de Robert Heinlein hay una clara bajada de línea pro-militarista, elitista y segregacionista pero que hacía a la historia de esa sociedad y los personajes y está expuesto de tal modo que no provoca el rechazo directo sino que se presta a debate.
        Otra diferencia sustancial, que habla de la calidad de la pluma de cada autor, reside en el enganche y capacidad de sorpresa de cada uno. Como muy bien expuso Helen “Canción de Hielo y Fuego” es política pura, pero atrapante de principio a fin. Poco importa si estás de acuerdo o no, la historia te engancha y no te libera. Ni que hablar de la versatilidad de George Martín que se da el lujo de matar un personaje principal por capítulo y de obligarte a ver bondades en tu personaje más odiado, o a detestar aspectos de tu personaje favorito (eso siempre y cuando no te lo haya matado antes).
        En fin, he leído muchos libros malos que ya he olvidado. Pero debo reconocerle a Goodkind la virtud de haber logrado que me siente a escribir en contra de su obra, lo cual tiene su mérito.
        Saludos.

      • Jaja, tienes razón, Raul, por lo menos nos ha hecho escribir sobre su obra, así que algo tiene, pero desde luego completamente de acuerdo con tu teoría, yo también he olvidado muchos libros que he leído (de hecho me ha pasado empezar un libro y a los dos capítulos darme cuenta que ya lo había leído). Aprovecho que no conozco la saga de “El Exilio en el Plioceno” para tomármelo como una recomendación y ponerla en mi lista de lectura.
        Un saludo,

  13. No me digas eso, apenas voy en el 11, aunque cabe destacar que en inglés (que me leí los primeros 2 libros, es decir 4 tomos en español) tiene un poquitin de más sentido que en el español, aunque una maravillosa historia se torna aburrida con las observaciones repetitivas del señor Goodkind… Aun así señores no me negarán que ya están digiriendo The Omen Machine

  14. Pues si en el libro 9 se empieza a notar un ligero tufillo a mitin de republicano añejo estadounidense… ni os cuento en los libros 17, 18 y 19. Menos mal que encuentro esta reseña en la que constato que no estaba desvariando cuando lo leía, que otros, como yo, opinan que me están intentando vender la moto de la operación Libertad Durad… digoooo… de la lucha contra la Orden Imperial.
    En fins, yo guardo gratos recuerdos de la serie, en realidad me gustaba, y no solo por el mozuelo que nos alegraba la vista a las damas más frikis. Ya sé que nada tenía que ver con los libros, pero me resultaba refrescante y entretenida, y si una es capaz de separar los libros de lo que está viendo, puede funcionar.
    Ando ahora por el libro 20, La Biblioteca Secreta, desesperándome a ratos; acabaré la saga por lealtad y porque, corcho, quiero saber cómo termina, pero ni que decir tiene que, desde luego para mí, a Goodking se le ha visto el plumero PERO MUCHO. Me parecía tan obvio que me alegro de no haber sido la única en verlo.

  15. Como te va ?
    Soy Matías, de argentina y tengo 25 años.
    Tal vez algo grande ya para estos cuentos tan fantasticos, pero debo decir que la historia me encanto de principio a fin, tal vez con alguna que otra mala pasada en el medio, pero jamas perdi la fe en ella.
    No compre los libros, me los descargue, lo cual incide ampliamente en mi opinion ya que no he tenido que sentir la desilusion de pagar por algo que no me satisfacio como esperaba. Te digo todo esto como para que puedas enmarcar mi opinion dentro de lo que a grandes rasgos puedas imaginar que es mi persona.

    No puedo opinar sobre las traducciones y precios. Si creo que en general los precios de los libro suelen ser en lineas generales, basicamente, demasiado caros.

    En cuanto a la critica sobre la inculcacion constante de ideas politicas y economicas en los libros, tengo que decirte que coincido completamente, de hecho, te juro que en un momento pense exactamente lo mismo que vos, cuando Richard justificaba los ataques al viejo mundo y decía que les llevarian la guerra a ellos y demas, pense que en cualquier momento janjang iba a confesar que su verdadero primer nombre era Sadam jajaja.
    Creo que, como bien hiciste la comparacion de got, no está mal meter un poco de tus creencias en tu obra, despues de todo eso es lo que le da originalidad a las creaciones de los autores, pero claramente, a Terry se le paso un poco la mano. Muchas veces hubiera querido leer mas cosas sobre la magia y don en lugar de tanta ideologia politica, pero bueno, gustos e ideas del autor.
    Me gustaria rescatar como algo positivo sobre el tema, el hecho de poder usar esto para entender como piensa la gente de este tipo de ideologia y porque creen que lo que ellos hacen esta perfecto, pero tambien recordemos que Richard siempre decía que el no era perfecto, no tenía todas las respuestas, muchas veces se equivocaba y lo admitía. De hecho, Richard, en lugar de lanzar una guerra y matar a todo el mundo decidio dejarlos vivir en paz…. creo que esto tambien podria ser una pequeña vision autocritica del autor sobre la realidad en la que vivimos.

    Debo decir que termine los 22 libros con una sensacion de tristeza, jamás me habian gustado tanto personajes como Richard, Cara, Nicci, Zedd e incluso Khalan, a quien a veces senti que la hacian ver como la mujer idiota de la serie que siempre la cagaba jajaja.

    Me pienso tomar un pequeño descanso y disfrutar de la bella experiencia, y luego continuar con los restantes libros publicados hasta la fecha.

    Para terminar, quiero decirte que me parecio muy buena tu critica. Sobre todo la parte de la porqueria de serie que hicieron -_-”
    Aunque creo que merecen el perdon parcial, dado que creo que el nivel de requerimientos en cuanto a efectos especiales y demas, estaba muy por encima de las posibilidades de la epoca en la que fue rodada. Aun asi, los cambios en el guion resultaban, algunas veces imperdonables.

    Saludos! Y que la fuerza del han este contigo jajaja

    • Hola! Gracias por pasarte por aquí a comentar! Desde luego LEDLV no deja a nadie indiferente. Me alegro de que te haya gustado la entrada, ya ves que hay muchos aquí que coincidimos en esas impresiones…
      Por cierto, 25 años no son nada!! no hay edad límite para que te guste la fantasía… Al contrario, La Espada de la Verdad es para adultos o niños bastante creciditos ;p
      En fin, estás en tu casa.
      Un abrazo!!

  16. Hola Helen! Primero decirte que no paré de reír con tu artículo, muy ingenioso y bien redactado, lo de el timo con los precios de los libros, comentar de manera ambigua que mi madre decía que: “contra el vicio de pedir está la virtud de no dar” y ” a buen entendedor, con pocas palabras basten”, no se si me entiendes….
    En cuanto al tema político, aun no leo los libros 9, 10…. apenas empiezo el 5, no puedo decir si al leerlos me resultarán empalagosos, repugnantes o qué, solamente decir que tengo mas de 40 años de edad, hasta hace apenas 2 viví en un país de dictadura comunista, dónde la cadena social se ha corrompido tanto, desde el eslabón mas alto, hasta el mas pequeño que son los niños, te preguntarás, ¿quién corrompe a los niños?….. pues, sus propios padres, que para protegerles le enseñan desde la cuna una doble moral, les inculcan valores adecuados y además les enseñan que públicamente deben ponerse una máscara y a repetir el discurso político imperante para que se protejan de la represión, dicho esto, no se si por rechazo a lo que he vivido, no vomite leyendo el discurso republicano, a lo mejor va y me lo creo, lo que si sé es que si la Orden Imperial se parece en algo a la dictadura del proletariado que El Custodio se los lleve.
    Por último decir que aunque no tengo edad ya para leer fantasía épica, supongo que las circunstancias especiales requieren ponerse al día, espero leer rápido y en un par de años más estaré leyendo libros de adultos.
    Agrego tu blog a mis páginas favoritas, me ha encantado, por ahí nos veremos, un beso.

    • Hola Yasmin!
      Muchas gracias por comentar! Estos meses tengo el blog un poco abandonado por tema de trabajo y me alegra mucho que alguien se pase y le de un poco de vidilla 😉
      Bueno, yo creo que no hay edad para leer fantasía épica… de hecho, siempre he defendido que LEDLV es para adultos, aunque en algunos sitios se empeñen en ponerlos junto a libros juveniles… Yo ya no soy ninguna niña tampoco, jejeje!
      En fin, en cuanto al tema político, ya sabes lo que dicen de que “los extremos se tocan”… Si sólo vas por el volumen 5, creo que aún estás en la etapa “buena” de la saga…No hay polémica todavía… Pero cuando vayas más adelante, me gustaría saber tu opinión, ya has visto que da mucho que hablar.
      Un abrazo muy grande. Ya nos contarás! 😀

  17. Te encuentro toda la razón, me pasó lo mismo que a ti. He leído la serie completa, y aunque a veces me molestaba (y mucho) el discurso político no podía parar, pues quede enganchada con los personajes, en fin, me alegro saber que no soy la única a la que le paso 🙂
    saludos

  18. Hola Helen

    Soy Gonzalo de Chile, He tardado años en leer esta saga, por esa mezcla de Ya solo me faltan 4 libros y este yanqui nos sigue adoctrinando. pero bueno espero terminarla este año, solo por la curiosidad de ver como termina, he optado que cuadno nos describen los libros anteriores, o sale con un discurso republicano ochentero, me salto para ver como siguen os personajes, creo que al final leo 50 paginas por libro.

    Vi en youtube un trailer de la serie y con eso fue suficiente!

    Muy acertado tus comentarios, y gracias por demostrarnos que no estoy solo en este mundo

    Un abrazo

  19. Pingback: La Espada de la Verdad… o cómo cargarse una saga de fantasía épica | yofumoenpipa
  20. Hola, Soy Camila, de Chile, la verdad yo pude acaparar toda la saga el año ante pasado y pasado hasta El tercer Reino. Bueno, te cuento mi experiencia, el primer libro me enamoró, la historia de un jovencito de campo saliendo al mundo es una historia con la que creo muchos nos identificamos, queremos ser el héroe que sale de aventuras, etc. Creo que hasta el libro 4 o 5 la saga me emocionaba, quería seguir leyendo, quería saber qué le pasaba a ese joven imaginario al que tanto aprecio le tomé… pero llegó un momento en que Richard ya no era humano, se volvió un ser insensible, era demasiado poderoso, inmune a todo, que llegó a olvidar su propósito de ser el buscador de la verdad porque ya tenía tantos títulos y responsabilidades que era hasta pesado de carácter… Kahlan, era una niñita tímida que no podía comer ciertas cosas por su poder, de carácter fuerte, pero sensible, se volvió una guerrera independiente, una máquina de asesinar. Sin embargo yo aun les tenía estima y seguí leyendo cada libro cada vez, cuando llegué a los pilares de la creación, me aburri, pero demasiado, tanto que sólo leía los diálogos, los discursos políticos de Richard llenos de ética y moral, justificaban el asesinato con “solo estaba defendiendome” o muy a lo Dumbledore “por una causa mayor: defender la libertad” también me los saltaba.
    Creo que al principio Goodkind sólo quería compartir con nosotros su fantástico mundo interno, pero se vió con plata, y alargó la saga hasta volverla monótona y sangrienta, ya no era una fantasía épica, era una carnicería épica, porque con tanta muerte, entre las batallas y las muertes por la peste, no debía quedar nadie vivo cierto?. Siento que la finalidad del libro se perdió demasiado :/.
    Sólo espero tener en mi poder el ultimo libro para poder cerrar mi gestalt y quedarme con los buenos primeros libros de la saga :c
    Saludos 🙂

    • Hola Camila! Gracias por pasarte por aquí… ¿Cómo podría llevarte la contraria? Creo que tus comentarios son muy acertados y entiendo perfectamente lo que quieres decir. El resumen vendría a ser ese: bien hasta el libro 4 ó 5. Decepcionante de ahí en adelante… En fin, una pena.
      Saludos 🙂

  21. De la serie, un amiga se queja que a su marido se le van los ojos en el escote de la confesora y de Cara, y a mi también para que mentirte . 😀 Como encontré la serie de libros cuando ya se había publicado toda no tuve tantos problemas para conseguirla, es un decir pero ya sé que los libros de Ciencia Ficción y Fantasía son un problema conseguirlos siempre.y ya tengo mis lugares secretos con libreros viejos y con lentes con montura de oro y jorobados… Y tengo paredes llenas de ellos. Sin contar los que tengo en mis Papyres (Ahora hay un precuela y sigue la historia) ¡Saludos de Argentina!.

  22. Genial tu blog y comentarios …respecto tu pregunta ¿Quién estaba obsesionada con The Sword of Truth, la escritora o la traductora? creo que la escritora….la trilogía la leí hace como 4-5 años ahora estaba revisando “Ciudad de las almas perdidas” y he encontrado varias citas muy relaciondas pero esta me dejó pensando en Lord Rahl… “una túnica escarlata de cuero con intrincados adornos de runas en plata y oro sujeta por delante con una fila de cierres de metal. En ambas muñecas lucía brazaletes de plata repujados …” … no he releído ni pienso todavía volver a buscar donde mencionan un Rhal en los libros anteriores … así que dame un a ayudita….jiji
    Saludos…

    • Jajaja! Gracias por pasarte a comentar y compartir con nosotros esas observaciones… Ay! esa estética que tienen los villanos, a veces se diría casi universal. Se parecen en muchos libros! XD
      La verdad es que hace como dos años que escribí esta entrada y perdí la cita… Tengo que volver a buscarlo!!… Fue mi hermana pequeña quien se dio cuenta y me lo enseñó. Creo que era al final de Ciudad de Cristal, en un diálogo con Valentín 😉

  23. He se decir que no me he leído del todo la saga, pero estoy totalmente de acuerdo con que Richard según van pasando los libros se convierte en insufrible. En un momento dado a todos los autores se les ve el pelo en sus novelas. Stephenie Meyer, mormona. George R. R. Martin, misogino. Terry Goodkind, homofogo y de derechas. Sobre la serie, he de decir que fue la que me hizo acceder a los libros de la espada de la verdad, los cuales llevaban años en la estantería cogiendo polvo. No es la mejor serie del mundo. No es calcada de los libros, pero hay alguna que lo sea? Al menos logro que me sentase con ilusión delante de la tele, cosa que no pasaba desde Xena. Por cierto, no he visto mayor química en una serie entre dos personajes como entre Kahlan y Cara. Hacían lamentarse que el protagonista de la historia fuese Richard. Las novelas son geniales, pero no desmerezcais a la serie porque peores cosas siguen emitiéndose y encima como series de culto.

    • Tienes razón, Loismustidie. La serie la terminé viendo entera… A mí no me entusiasma, pero sé que no soy muy objetiva, ya que yo esperaba algo en un tono mucho más parecido a las novelas y a las novelas se parece sólo se refilón… De todas formas, si no se va con esa idea puede gustar.
      Si yo te contara las cosas que me he tragado, series que no le gustan a nadie y muy mal logradas… Y aún consciente de eso, yo encantada XD
      Así, que en ese sentido, mi opinión poco sirve de referencia… Pero bienvenido el debate.
      Muchas gracias por pasarte a comentar a pesar de que tengo el blog un poco abandonado. Mil disculpas. 🙂
      Un abrazo enorme.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s